portaine

Las estaciones de esquí del Pirineo de Lleida han adelantado el inicio de la temporada 2013-14 al pasado día 23 de noviembre y preven tener la práctica totalidad de sus pistas y remontes en funcionamiento para el puente de la Constitución.

Las intensas nevadas caídas en la segunda quincena de noviembre en la mayor parte del Pirineo con importantes espesores y las bajas temperaturas han permitido que Baqueira Beret abriera las instalaciones parcialmente el sábado 23 de noviembre y Port Ainé, Espot Esquí y Port del Comte, el día 30 de noviembre. Las estaciones de esquí nórdico de Lles, Tuixent-La Vansa y Sant Joan de l’Erm abrieron también el día 23, con lo que esta temporada se ha convertido en la más adelantada de la historia de esta modalidad deportiva en el Pirineo de Lleida.

Durante la presentación de la temporada, que tuvo lugar en la sala polivalente de la Diputación de Lleida y contó con la participación de los responsables de los complejos invernales, así como de representantes de otras administraciones comarcales y de la Generalitat de Catalunya; se informó que las 11 estaciones leridanas han invertido casi 4 millones de euros en esta campaña para la mejora de las instalaciones y los servicios y, en especial, para atraer nuevos debutantes. Este año se ha producido un incremento en la señalización de rutas para raquetas, principalmente en las estaciones de esquí nórdico, que han pasado de los 51 km de la anterior temporada a los 87 km de la actual, así como en las de alpino de Port del Comte y Espot Esquí.

Durante el acto de presentación de la temporada, el presidente de la corporación leridana, Joan Reñé, subrayó que las estaciones de esquí del Pirineo de Lleida reciben cada año casi dos de cada tres esquiadores que eligen Cataluña para esquiar y uno de cada cuatro de los que lo hacen en las estaciones del conjunto de España. “Estas cifras son un ejemplo de la calidad y de la atracción que tiene el Pirineo de Lleida para todos los aficionados al mundo del esquí y de la nieve”, dijo Reñé.

El presidente de la Diputación de Lleida se refirió al adelanto de la temporada en una semana respecto a la previsión inicial gracias a las nevadas caídas la segunda quincena de noviembre y manifestó que confía en que esta buena noticia permita llegar a vender alrededor de 1.250.000 forfaits, una cifra que se alcanzó la temporada 2009-10 y que supondría casi un 10% más de los forfaits vendidos en la campaña 2012-13.

Para Reñé, el aplazamiento de la candidatura de Barcelona a los Juegos de Invierno del año 2022 y el nuevo escenario planteado para el año 2026 “debe ser una oportunidad para gestionar y trabajar en una apuesta olímpica clara”. Reñé animó al esquí de Lleida a apostar por los escolares ante las “oportunidades” de los Juegos de Invierno 2026, que se basan en la necesidad de fomentar la práctica de este deporte entre los escolares para dinamizar la economía y tener garantías ante una nueva candidatura olímpica. Añadió además, que “todos deberíamos generar ofertas adecuadas y atractivas para que desde las escuelas y desde las familias se practicara el esquí de una forma más intensa y habitual”, y dijo que la futura candidatura también debe permitir mejorar las infraestructuras de comunicación en el Pirineo de Lleida.

Las 11 estaciones leridanas han invertido 3,9 millones de euros en esta temporada para la mejora de las instalaciones y servicios y, en especial, para atraer nuevos debutantes. En los últimos 10 años las estaciones de esquí leridanas han invertido 123,6 millones de euros, actuando como un verdadero motor económico del Pirineo y manteniendo año tras año el liderazgo a nivel de toda España en cuanto a la actividad del esquí.

Fuente: Pirineo.com