Una de las actividades que nos ofrece Sort son las rutas circulares en motocicleta. Al ser circulares, la ruta empieza y acaba en el pueblo, facilitando así la hora de buscar alojamiento. Si eres un apasionado del motociclismo y además quieres ver todos los paisajes que esta zona puede ofrecerte, te dejamos con dos rutas que seguro te encantarán:

La ruta de San Lorenzo

Este itinerario tiene una distancia de 264 km, por lo que se puede ejecutar en un total de 5 horas. Si la realizas, pasarás por la carretera nacional N-260 y por la carretera comarcal C-14.

Saliendo desde el Hotel les Brases, la primera parada es en La Seu d’Urgell, lugar conocido por ser una de las ciudades más importantes de la Cataluña medieval. Diecisiete minutos después, te encontrarás en San Lorenzo de Morunys, en este lugar se encuentra el pantano de la Llosa del Cavall, un paraje que te permite pescar, realizar deportes náuticos, excursiones a pie y sobre todo, disfrutar de la naturaleza. Una vez lo hayas visitado, es momento de que busques la desviación hacia Solsona, pueblo en el que puedes visitar el Museo Diocesano Comarcal.  Tras esto, toca visitar el Museo de la Moto de Bassella, reconocido entre los mejores de Europa.

Si continuamos recto por la carretera C14 dirección a Ponts, llegarás a Folquer, en el cruce, toma el desvío a la derecha en dirección a Isona-Tremp. Este pueblo es uno de los municipios más grandes de Cataluña, además, puedes visitar en él la Colegiata de Santa María de Valldeflors o el Puente de Santiago. Tremp es el último lugar que verás en esta ruta, puesto que tras llegar, tienes que desviarte dirección Sort.

Mirador de los Pirineos

En esta ruta recorrerás 270 km, un total de 5 horas como máximo. En esta ocasión, viajarás por la carretera nacional N-260, la carretera comarcal C-13 y la carretera local L-503. Vas a pasar por 3 puertos de montaña y 6 lagos/pantanos, sin olvidar el fantástico mirador del Pirineu.

Para realizar esta ruta,  en primer lugar, tienes que dirigirte a Gerri de la Sal, para ello, sal de Sort por la N-260. A unos 60 metros, debes girar a la izquierda hacia Paramea por la carretera Les Vinyes y sigue 4 km hasta llegar a Peramea. Es momento de visitar el lago MontCortes, incluido dentro del Plan de Espacios de Interés Natural (PEIN).

Seis kilómetros después, llegarás a la Pobleta de Bellveí. En este punto el camino se convierte en el conocido Puerto de Perves, estás en el lugar perfecto para hacer una parada. La Pobleta de Bellveí es una población creada a finales de la Edad Media. Aquí puedes visitar la Iglesia o simplemente descansar en alguno de sus bares. Tras este respiro, sigue por la N-230 durante unos 35 km hacia el pueblo de Pont de Montaña, donde cruzaremos un puente y nos desviaremos hacia el Camí del Coll de les Ares, donde econtraremos una parada obligatoria, ¡ojo! parada obligatoria en el Mirador del Pirineu para los amantes de la fotografía.  Cabe destacar que cerca de este lugar se encuentra el Parque Astronómico del Montsec, aunque es poco conocido, sus vistas son interminables y realizan multitud de exposiciones y visitas guiadas.

Once kilómetros después llegarás a Ager. Cruza el pueblo y llegarás a una rotonda, toma la última salida de Gerb y dirígete hacia Sant Llorenç de Montgai, conocido por su embalse, en el que se pueden realizar numerosas actividades como kayak, pesca, etc.

Si sigues las indicaciones del mapa, llegarás a Camarasa, después de tanto viajar seguro te apetece beber agua bien fresca, ¡haz una parada en la Font de les Bagasses!  El agua actualmente está canalizada por debajo de la carretera y brota por varios brolladores de una estructura metálica. Para los niños se convierte en todo un juego ver como el agua. Veinte kilómetros después llegarás a la Presa de Talarn. Estás muy cerca de terminar la ruta. Si quieres, puedes parar en la Cervecería C13 de Segur para descansar del largo viaje. Una vez allí, gira a la derecha y continua hacia Sort, en breves estarás en el Hotel Les Brases de nuevo.